Dos nuevos homicidios en Cartago encienden alarmas de las autoridades

Tras varias semanas sin hechos de sangre en la ciudad, la noche del Domingo de Ramos se presentaron dos homicidios en Cartago.

El hecho se presentó cerca de las siete de la noche frente al antiguo IDEMA, un hombre muere en el lugar.

Se trata de un hombre de 29 años de edad, quien se movilizaba en una motocicleta Honda Splendor, al parecer fue interceptado por sicarios que se movilizaban en otra motocicleta, los cuales le propinaron varias heridas con arma de fuego que le ocasionaron la muerte de forma inmediata.

La otra víctima que pereció en el mismo hecho y al parecer por una bala perdida, fue William Salazar Brito de 56 años de edad, quien resultó herido de gravedad cuando se movilizaba en una camioneta KIA Sportage de placas MIU794. El comerciante fue trasladado de inmediato a la Clínica Comfandi donde lamentablemente no pudieron salvar su vida debido a la gravedad de las heridas.

Murió Julián Gil, integrante del Grupo Bandola de Sevilla

Julián Gil, voz y flauta del icónico Grupo Bandola del municipio de Sevilla, Valle del Cauca, falleció en las últimas horas en un trágico accidente.

El hecho  se presentó en la tarde del viernes, cuando regreasaba de la institución educativa Heraclio Uribe Uribe, donde laboraba como docente.

Quienes conocían a Julián lo describían como un hombre reservado, pocas veces concedió entrevistas, pero sumamente talentoso, desde pequeño mostró su inclinación por la música, heredada de su padre y con la que logró consolidarse como un músico integral prestando su voz y sus dones para la interpretación de música tradicional con el Grupo Bandola desde 1982.

Julián también estuvo vinculado permanentemente en la realización del Festival Bandola, donde se encargaba de las artes gráficas y la escenografía.

En la página de Facebook, el Grupo Bandola escribió luego de la muerte de Julián Gil Londoño:

"El azul de bandola, se ha mezclado con el azul del cielo. Los instrumentos desafinan a la par que las voces se ahogan por algunas gotas que sin duda son lágrimas. La sinfonía queda inconclusa, los vientos han acelerado el paso, causando a quienes nos quedamos estáticos, un huracán de sentimientos, que a su vez generan una reproducción infinita de recuerdos en la mente. Recordar es simplemente volver a pasar por el corazón. Julián se ha combinado con las notas que él mismo entonaba, Julián hoy hace parte del viento. Agradecemos infinitamente sus muestras de solidaridad en este momento tan difícil”.



Más artículos...